BLOCKBUSTER, LA HISTORIA 1

ANTES DEL INTERNET, LAS PLATAFORMAS EN STREAMING COMO NETFLIX, HBO MAX, AMAZON PRIME O DISNEY+, E INCLUSO MUCHO ANTES DE LA VENTA DE PELÍCULAS, EL MECANISMO PARA PODER DISFRUTAR DE LOS PRODUCOS DE LA FRANQUICIA DEL CINE, LA TELEVISIÓN Y LOS VIDEOJUEGOS ERA LA CADENA DE ALQUILER DE PELÍCULAS LLAMADA BLOCKBUSTER. AUNQUE LUEGO SALIERON VARIAS, LA CADENA MÁS FAMOSA DE ALQUILER DE VIDEO ERA BLOCKBUSTER, QUE INCLUSO LLEGÓ A TENER UN GRAN RENOMBRE INTERNACIONAL.

Probablemente, muchos jóvenes no la recuerden. sin embargo, Blockbuster fue una franquicia donde las personas iban y podían llevarse contenido de cine, televisión o videojuegos a su casa, bajo la modalidad de alquiler por tiempo determinado. Su popular color azul, para muchos niños era motivo de alegrías, ya que podían alquilar, con total libertad, el juego de video, la serie animada o la película de su preferencia.

Los estrenos, generalmente, tardaban un poco en llegar. Primero, debían pasar por la cartelera de cine y luego llegar a las estanterías de Blockbuster.

Hay que recordar que se podían alquilar películas de formato Betamax, luego VHS, y por último estaban los DVDs. En cuanto a los videojuegos, se podían alquilar juegos del llamado Nintendo Entertaimen System (NES), el Súper Nintendo, el Sega, hasta llegar al Nintendo 64.

No obstante, en muchos países fue la piratería de juegos y películas la que hizo quebrar a Blockbuster. También la tecnología tuvo mucho que ver. Con las nuevas tecnologías de comunicación e información, aunado a la inmediatez que generó el internet, muchas personas podían ver las películas en formato digital.

Sin embargo, no demos más preámbulos y ahondemos en la historia de Blockbuster.

 

UN FRACASO, MOTIVO REAL DE LA CREACIÓN DE BLOCKBUSTER

 

En octubre del año 1985, fue fundada Blockbuster Video por David Cook y, aunque este representaría un éxito con el tiempo, para sus inicios fue un salvavidas después de que Cook fracasara con la empresa de software que manejaba.

Así es. En 1978, David Cook fundó Cook Data Services, lo que sería una empresa dedicada a la fabricación de software para empresas de petróleo y gas. Los precios de estos, iban hasta 120.000 dólares. Los primeros cinco años, sus ventas aumentaron cada año, esto hizo que en febrero de 1983, Cook hiciera pública la empresa, logrando recaudar 8,4 millones de dólares en la oferta pública inicial (OPI, esto se refiere a cuando una empresa permite que el público compre sus acciones).

Sin embargo, solo seis meses después, el valor del negocio cayó. Esto, debido a que un excedente de petróleo hizo que los precios cayeran y como consecuencia las compañías petroleras comenzaron a buscar formas de reducir sus gastos, lo que significó que disminuyeran las ventas de software sofisticado.

Después de hacer una buena evaluación, Cook tomó la decisión de que en lugar de invertir los $ 8.4 millones en la empresa ahora en dificultades, los destinaría a un nuevo negocio, pues estaba buscando «un mercado fragmentado sin jugadores dominantes, un negocio que pudiera establecerse a nivel local y donde pudiéramos levantar algunas barreras competitivas», así que lo encontró en alquileres de videos.

 

EL NACIMIENTO DE BLOCKBUSTER.

 

David Cook y sus asociados se dieron cuenta de que para 1985, más hogares estadounidenses tenían reproductores de VHS que nunca. Según Inc., desde el año 1983 hasta el año 1985, la industria de alquiler de videos creció de $1 mil millones a $3,7 mil millones. Y aún mejor, no había ningún jugador dominante.

Para poder distinguirse de la competencia, Cook tenía planes de invertir hasta $700.000para adaptarse a la demanda con tiendas grandes, un catálogo mucho más amplio, alquileres más largos para que el cliente pudiera llevarse varias cintas, y un mayor control de inventario a través de su propio sistema automatizado, con el que detectaba las preferencias de los consumidores.

Esto comenzaría en ciudades densamente pobladas con la mayor cantidad de clientes potenciales. Cook, pasó a construir un centro de distribución de $6 millones abastecido con cintas, que se rastrearon electrónicamente mediante un sistema de escaneo de códigos de barras, para que las nuevas tiendas pudieran aparecer rápidamente sin preocuparse por rastrear cintas para alquilar.

Blockbuster abrió sus puertas el 19 de octubre de 1985 en Dallas, Estados Unidos, y las cerró de inmediato, pero esto no sería por falta de clientes, pues Cook le dijo a CNN en el 2013: «La primera noche estábamos tan abarrotados que tuvimos que cerrar las puertas para evitar que entrara más gente».

WAYNE HUIZENGA Y BLOCKBUSTER.

 

Wayne Huizenga, quien era un millonario que en 1983 convirtió su empresa Waste Management, en la empresa de eliminación de desechos más grande de Estados Unidos, según USA Today.

A Huizenga realmente no le apasionaba la eliminación de basura y ya había convertido eso en un negocio que valía miles de millones. Abandonó la universidad y comenzó la empresa de eliminación de desechos en 1962 con un camión de basura y un préstamo de $ 5,000 de su padre, según Forbes. Compró sistemáticamente pequeñas empresas de ingeniería sanitaria, amasando un imperio que llegó a dominar la industria. La empresa estaba valorada en $ 3 mil millones en 1984, el año en que Huizenga renunció.

Pocos años más tarde, en 1987, John Melk, el ejecutivo de Waste Management, yScott Beck, franquiciado de Chicago Blockbuster, persuadieron a Huizenga para que se unieran e invertir en Blockbuster. Para ese momento, la cadena contaba con 35 tiendas, incluidas las franquicias, pero se proyectaba que tendría 1.000 para 1988. En febrero de 1987, los tres hombres invirtieron 18,5 millones de dólares a cambio del 60 por ciento de la empresa, una participación mayoritaria.

Todo esto, Cook lo describió inicialmente como una «transición muy amistosa», pero él y Huizengaal poco tiempo tuvieron un desacuerdo profesional sobre dónde llevar el negocio. Huizenga quería pedir dinero prestado para abrir tiendas propiedad de la empresa en lugar de franquicias, mientras que a Cook le preocupaba endeudarse más. Cook se fue y vendió sus acciones por alrededor de $ 12 millones: luego calculó que eventualmente habrían valido alrededor de $300 millones.

Huizenga llevó a cabo el plan que tenía Cook que se basaba en la venta de paquetes de inicio de Blockbuster a los franquiciados con un margen de beneficio del 20 por ciento y, además, con el cinco por ciento de las ventas en la tienda. En contraste, Huizenga tomó el mismo enfoque para Blockbuster que había tomado para Waste Management, adoptó un nuevo sistema de distribución, hubo compras de franquicias rivales, y se alcanzaron numerosos acuerdos con productoras de cine directo para video. Además de convertirlo en un negocio rentable, en 1989 se habían superado los 1000 establecimientos y en 1990 se inició la expansión internacional con aperturas en Europa y América Latina.

Según Hollywood Reporte, en 1994, Blockbuster ya ganaba 4.000 millones de dólares al año a través de 3.600 ubicaciones. Era más grande que sus siguientes 375 competidores combinados.

A Huizenga se le suele confundir con el fundador de Blockbuster ya que fue él quien hizo realidad la visión de Cook de que su proyecto fuera una cadena nacional de alquiler de videos.

QUÉ OFRECÍA BLOCKBUSTER Y SU DIFERENCIA.

 

La razón es que, a diferencia de los videoclubes pequeños, que pagaban una cantidad de $70 por cinta y después recuperaban lo invertido gracias a los alquileres,Blockbuster llegaba a acuerdos directos con las productoras: obtenía las películas en lote a menor coste, se quedaba con el 60% de los ingresos y aportaba el 40% restante de cada título al productor. De igual modo, Blockbuster exponía todo su catálogo en las estanterías mientras que la competencia solía tenerlas detrás del mostrador.

Aunque las relaciones con los grandes estudios eran las más importantes, la mayoría de acuerdos a los que llegaba eran con productoras de serie B o bien directamente para video, que en los años 1980 representaban el 70% de los alquileres.

Por otro lado, las cintas originales de video (VHS y Betamax) eran bastante caras, especialmente los estrenos, por lo cual a la gente le resultaba más rentable alquilar; todo ello cambió con la guerra de precios del DVD y el video bajo demanda. La base de datos establecida por Cook recogía estadísticas de las cintas más alquiladas y permitía hacer nuevas compras con base en ellas, así como controlar el inventario y las demoras en devoluciones.

La oferta de películas era similar a la de cualquier otro videoclub, por lo que los estrenos tenían mayor prioridad; con el paso del tiempo, las copias sobrantes y las retiradas de circulación se ponían a la venta.

Blockbuster estaba dirigida específicamente a un público familiar, por lo que ninguna tienda podía comercializar cine porno por política empresarial.

 

Blockbuster fue uno de los grandes “boom” en la época de los 80 y 90, tanto en los Estados Unidos, Europa y América Latina. La idea de una espectador pudiera ver en un estante tantos títulos películas, series o videojuegos era fascinante y a la misma vez abrumador.

Era casi imposible entrar y no llevarse algún título alquilado. También era casi una fábrica de captar la atención de los más pequeños de la casa. Más allá de los videojuegos y las series, las carátulas llenas de colores, los afiches y los adornos, hacían que cualquier niño se quedara deslumbrado una vez al entrar.

También tenían un formato de alquiler de tres días, por lo que era ideal que los usuarios fueran a alquilar películas o videojuegos a partir del viernes hasta el domingo. Igualmente, en las vacaciones escolares, era uno de los principales refugios de los niños y adolescentes.

 

TE RECOMENDAMOS OTRAS ENTRADAS EN NUESTRO PORTAL:

 

NETFLIX VS BLOCKBUSTER: CONOCE EL ENFRENTAMIENTO DE NETFLIX VS BLOCKBUSTER 

FIN DE BLOCKBUSTER 

NETFLIX: LA EMPRESA 

 

 

TE RECOMENDAMOS LOS SIGUIENTES PRODUCTOS DE BLOCKBUSTER QUE PODRÁS ADQUIRIR EN AMAZON

 

 

Writing the Blockbuster Novel
Built to Fail: The Inside Story of Blockbuster's Inevitable Bust
The American Blockbuster: Movies that Defined their Generations
Writing the Blockbuster Novel
Built to Fail: The Inside Story of Blockbuster's Inevitable Bust
The American Blockbuster: Movies that Defined their Generations
-
11,77 EUR
13,74 EUR
109,82 EUR
Writing the Blockbuster Novel
Writing the Blockbuster Novel
11,77 EUR
Built to Fail: The Inside Story of Blockbuster's Inevitable Bust
Built to Fail: The Inside Story of Blockbuster's Inevitable Bust
13,74 EUR
The American Blockbuster: Movies that Defined their Generations
The American Blockbuster: Movies that Defined their Generations
-
109,82 EUR

 

 

error: Content is protected !!